Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información

martes, 22 de diciembre de 2009

FELIZ NAVIDAD Y PROSPERIDAD Y ABUNDANCIA EN 2010 PARA TODOS

Y Que Todo Lo Que Llevemos A Cabo Sea Por Nuestro Propio Bien y El Bien De Toda La Gente Que Nos Rodea.

sábado, 12 de diciembre de 2009

No hay nada más perfecto que el amor: Corintios 1:13



Aunque hablara todas las lenguas de los hombres y de los ángeles, si me falta amor sería como bronce que resuena o campana que retiñe.

Aunque tuviera el don de profecía y descubriera todos los misterios - el saber más elevado -, aunque tuviera tanta fe como para trasladar montes, si me falta amor nada soy.

Aunque repartiera todo lo que poseo e incluso sacrificara mi cuerpo, pero para recibir alabanzas y sin tener el amor, de nada me sirve.

El amor es paciente y muestra comprensión. El amor no tiene celos, no aparenta ni se infla. No actúa con bajeza ni busca su propio interés, no se deja llevar por la ira y olvida lo malo.

No se alegra de lo injusto, sino que se goza de la verdad. Perdura a pesar de todo, lo cree todo, lo espera todo y lo soporta todo.

El amor nunca pasará. Las profecías perderán su razón de ser, callarán las lenguas y ya no servirá el saber más elevado. Porque este saber queda muy imperfecto, y nuestras profecías son también algo muy limitado; y cuando llegue lo perfecto, lo que es limitado desaparecerá.

Cuando era niño, hablaba como niño, pensaba y razonaba como niño. Pero cuándo me hice hombre, dejé de lado las cosas de niño. Así también en el momento presente vemos las cosas como en un mal espejo y hay que adivinarlas, pero entonces las vemos cara a cara. Ahora conozco en parte, pero entonces conoceré como soy conocido.

Ahora, pues, son válidas la fe, la esperanza y el amor; las tres, pero la mayor de estas tres es el amor.

©Yolanda Del 


jueves, 3 de diciembre de 2009

Dedicado a "El Secreto" de Rhonda Byrne

Triste caballero, lloras o cantas victoria, miras un pasado melancólico o intentas ver el futuro. Subido casi en la cima del mundo, dominas el juego o el te domina ¡Qué te dice la mente, en este momento de sigilo dormido, qué te indica el pensamiento!
Ves imágenes en tu cabeza que parecen perderse en este momento incierto. 

Mas yo te digo, ahuyenta tus miedos, lánzate, que tu pensamiento te lleve a la realidad creada, traspasada de tu imagen mental a la claridad del día.

Esperas en tu roca diurna, pero anochecerá, aunque no quieras. Flotas sobre las nubes que amenazan tormenta bajo tus pies, nunca llueve hacia arriba.

Quizá sonríes, porque tú aprendes cada día, en cada momento, lo que la vida es. Aquello tan perseguido estaba dentro de ti, y ahora una alegría nutre la esperanza, la fe; antes todo era soñar el futuro, pero ahora descubriste que existe un precioso presente, que siempre estuvo aquí. Estás viviendo en este mismo segundo, la dicha del momento, que es la vida.

El pasado con sus alegrías y tormentos se perdió, podrías incluso decir que no existió, saber que no fue nada o lo fue todo, pero pasó. Y el futuro lleno de ilusiones en tu sueño mental, será así si lo visualizas ahora, si lo sientes ahora que vives, si lo ves ahora, en este segundo que respiras, si te trae aromas y sensaciones será tuyo.

(Cuadro, El caminante sobre el mar de nubes, del pintor romántico alemán, Caspar David Friedrich. Wikipedia)

©Yolanda Del